Virtualización

Reducir los costos aumentando la eficiencia y productividad de las empresas es posible gracias a la virtualización con VMware vSphere. VMware es un sistema de virtualización de servidores que permite crear representaciones basadas en software de servidores, aplicaciones, redes y almacenamiento.

Los servidores actuales basados en arquitectura x86 – 64 presentan diversas limitantes, ya que fueron diseñados para que en ellos pudiese ejecutarse un sólo sistema operativo y una aplicación a la vez.

Esto hace que los centros de datos, incluso los más pequeños necesiten de varios servidores para funcionar, que utilizan únicamente entre un 5% y el 15%, lo que es realmente ineficaz. Respecto a seguridad, es necesario cuidar y auditar mediante herramientas de seguridad de registros.

La virtualización de servidores con VMware emplea software de última generación para simular hardware y generar sistemas informáticos virtuales (máquinas virtuales), en los que pueden ser ejecutados diferentes sistemas operativos y aplicaciones.  Incluso es posible ejecutar de forma simultánea varios sistemas virtuales lo que permite disfrutar de mayores niveles de eficiencia en todos los procesos.

Máquina virtual de VMware vSphere

Una máquina virtual o VM, siglas en inglés de Virtual Machine, puede definirse como un contenedor de software en el cual se puede incluir diversos sistemas operativos y aplicaciones. Las VM son totalmente independientes, por lo que si se instalan diversas VM en un servidor VMware ESXi, se puede ejecutar diferentes sistemas operativos y aplicaciones en un único host o servidor físico.

Mediante un capa ligera de software conocida como hipervisor se puede asignar recursos a cada VM de forma dinámica y en función de sus necesidades de procesamiento.

Propiedades de las máquinas virtuales VMware

Las máquinas virtuales presentan una serie de singulares propiedades, entre las que vale destacar:

Creación de particiones: se pueden ejecutar varios sistemas operativos en una única máquina física.  La máquina virtual permite que se dividan los recursos del sistema físico.

Aislamiento: permite mantener el rendimiento gracias al aislamiento por fallas a nivel de hardware.

Encapsulamiento: es posible almacenar una máquina virtual dentro de varios archivos. Estos ficheros pueden ser copiados o trasladados de manera similar a como se hace con cualquier archivo.

Independencia respecto al hardware: las VM se pueden migrar de forma manual o automática a cualquier otro servidor físico. De esta forma podrás reducir el downtime de la aplicación siempre que se desee.

La virtualización es una de las tecnologías más prácticas, útiles y poderosas que actualmente tenemos como usuarios, administradores y personal involucrado en el mundo IT.

Actualmente tenemos diversas aplicaciones para llevar a cabo esta tarea de forma íntegra y una de las más comunes es Hyper-V la cual fue desarrollada por Microsoft y la encontramos tanto en sus versiones de hogar como de empresa ofreciendo múltiples características vitales para un óptimo desempeño.

Una de las funciones que muy pocos conocen es la virtualización anidada y hoy Solvetic hablara en detalle de ella y veremos cómo usarla en una máquina virtual con Windows Server 2016.

Qué es la virtualización anidada

La virtualización anidada es una función que nos brinda la oportunidad de ejecutar Hyper-V dentro de una máquina virtual Hyper-V, en este caso sobre una máquina Hyper-V con Windows Server 2016.

Gracias a la virtualización anidada, un propio host Hyper-V puede ser virtualizado lo cual hasta el momento era una tarea complicada de virtualizar sobre un ambiente ya virtualizado.

Este tipo de función de virtualización anidada puede ser usada en ambientes donde se debe ejecutar un contenedor Hyper-V en un host de contenedor virtualizado, configurar un laboratorio Hyper-V en un entorno virtualizado o probar escenarios de varias máquinas sin necesidad de hardware individual lo cual significa incremento de costos y recursos.

Requisitos previos

Para hacer uso de la virtualización anidada debemos contar con lo siguiente:

  • Un host de Hyper-V que cuente con Windows Server 2016 o Windows 10 Anniversary Update como mínimo.
  • Una máquina virtual Hyper-V que ejecute Windows Server 2016 o Windows 10 Anniversary Update en adelante.
  • Una máquina virtual Hyper-V con la versión de configuración 8.0 o superior.
  • Un procesador Intel con tecnología VT-x y EPT.

fuentes:

https://www.solvetic.com/tutoriales/article/4377-habilitar-hyper-v-maquina-virtual-anidada-windows-server/